Comenzamos hoy este blog de nuestro centro de fisioterapia en Cáceres, en el que esperamos que puedas encontrar artículos interesantes sobre nuestros servicios y sobre el mundo de la fisioterapia. Además de atender a personas con lesiones musculares, también tratamos a aquellos que han tenido algún problema de tipo respiratorio. Para ello empleamos lo que se conoce como fisioterapia respiratoria, de la que te vamos a hablar en esta primera entrada.

Esta especialidad está dedicada a la prevención, el tratamiento y la estabilización de las disfunciones o las alteraciones respiratorias, siendo el objetivo principal la mejora de la ventilación regional pulmonar, el intercambio de gases, el funcionamiento de los músculos respiratorios, la disnea, la tolerancia al ejercicio y la calidad de vida que está relacionada con la salud.

Algunas enfermedades que afectan a nuestro sistema respiratorio, como la EPOC, el asma o la fibrosis quística, pueden tratarse con ejercicios de fisioterapia respiratoria. Pero también se emplea en pacientes de neumonía o después de intervenciones quirúrgicas como los trasplantes pulmonares o cardíacos. Es un procedimiento que se puede emplear en personas de todas las edades, desde bebés hasta ancianos. Los ejercicios se pueden realizar de forma manual o ayudándose de algunos aparatos, como los inspirómetros.

En caso de que necesites ayuda para recuperar tu capacidad pulmonar después de alguna enfermedad o de una lesión, te aconsejamos que vengas a nuestro centro de fisioterapia en Cáceres.

En IMC Fisioterapia disponemos de un equipo de profesionales con experiencia en diferentes terapias. Empleamos una combinación de técnicas manuales y mecánicas (como las corrientes eléctricas).